La ayuda está a la mano para los palestinos. Todo depende de Hamas.

Jared Kushner , Jason Greenblatt y David Friedman

Jared Kushner es asistente y asesor principal del presidente Trump. Jason Greenblatt es asistente del presidente y representante especial de EE. UU. Para negociaciones internacionales. David Friedman es embajador de Estados Unidos en Israel.

Al final de un productivo viaje de seis días a la región recientemente, una realidad era dolorosamente clara: la pesadilla del liderazgo de Hamas continúa y prolonga innecesariamente el sufrimiento del pueblo palestinoen Gaza.

A pesar de los miles de millones de dólares invertidos en beneficio de los palestinos en Gaza en los últimos 70 años, el 53 por ciento de la población vive por debajo del nivel de pobreza , y la tasa de desempleo es un 49 por ciento paralizante . Los palestinos de Gaza están atrapados en un círculo vicioso donde el liderazgo corrupto y odioso ha provocado conflictos que conducen a la reducción de oportunidades y la pobreza y la desesperanza que siguen.

Los donantes internacionales están en conflicto: ¿Deberían tratar de ayudar a la gente directamente, con el riesgo cierto de enriquecer a los terroristas, o retener fondos a Hamas y ver sufrir a las personas a las que se supone que gobierna? En el pasado, las inversiones en la infraestructura que tanto se necesitaba se han desviado para obtener armas y otros usos malignos, e incluso los proyectos que se construyen a menudo se destruyen como consecuencia de la agresión de Hamas. Hasta que no cambie la gobernanza o Hamás reconozca el estado de Israel , respete los acuerdos diplomáticos previos y renuncie a la violencia, no hay una buena opción.

Setenta años después de la fundación de Israel, sería sabio que Hamas reconociera que la existencia de Israel es una realidad permanente. Casi todos en el Medio Oriente han aceptado este hecho, y muchos incluso lo aceptan. A expensas del pueblo palestino, Hamas está librando una guerra moralmente en bancarrota y de hace décadas que hace tiempo que se perdió.

La paz brindará la oportunidad de romper este estancamiento, y la paz se logrará solo abrazando la realidad y descartando una ideología defectuosa. La vida podría mejorar significativamente en poco tiempo para el pueblo palestino si Hamas lo permitiera. Hay partes interesadas comprometidas con recursos que están listas para comenzar a trabajar. Sin embargo, sin un cambio real acompañado de una seguridad confiable, el progreso es imposible. Si Hamas demuestra intenciones claras y pacíficas, no solo de palabra sino, lo que es más importante, de hecho, entonces todo tipo de nuevas oportunidades se vuelve posible.

No hay ninguna razón para que los palestinos (tanto en Cisjordania como en Gaza) no puedan disfrutar del éxito económico e integrarse en una próspera economía regional, si nos dejan ayudar. Como el presidente Trump lo ha dicho muchas veces, la seguridad económica es seguridad nacional . Al alentar la recuperación económica en la región, también podemos mejorar nuestros esfuerzos para aumentar la estabilidad.

Hamas debe cesar inmediatamente de provocar o coordinar ataques contra israelíes y egipcios , y en proyectos de infraestructura patrocinados por naciones y organizaciones donantes. En lugar de buscar oportunidades para militarizar todo, desde cometas hasta espejos para atacar a Israel, Hamas debe centrar su ingenio en mejorar la economía de Gaza . En lugar de intentar cínicamente explotar su tenencia bárbara de soldados y ciudadanos israelíes, Hamas debe devolverlos a sus familias. En lugar de explotar cruces como Rafah y Salah al-Din para contrabandear armas y desviar ingresos fiscales con fines ilícitos y enriquecimiento personal, Hamás debe entregar esas funciones en su totalidad a la Autoridad Palestinapara que los materiales que tanto se necesitan puedan llegar a la gente de Gaza. La comunidad internacional está dispuesta a trabajar con la Autoridad Palestina en este esfuerzo vital.

El ciclo es claro: cohetes, morteros, túneles terroristas, bombas de cometas y otras armas de agresión solo conducen a restricciones más estrictas para la población de Gaza. Los actos de agresión de Hamas solo han producido miseria para la población de Gaza. Las verdaderas víctimas de esta terrible situación son los muchos palestinos que no están en disturbios, pero cuyo futuro está atenuado por el enfoque radical de Hamas.

Es evidente que los líderes en esta región están cansados ​​de estar en esta cinta sin esperanza y están ansiosos por un cambio real. Existe una clara división entre los malos actores que buscan causar destrucción, la violencia y la miseria humana, y los líderes responsables que intentan crear un futuro mejor y sostenible para sus ciudadanos. El mundo avanza , pero las malas elecciones están causando que los palestinos se atrasen cada vez más.

La comunidad internacional también tiene algo de culpa. Más países quieren simplemente hablar y condenar que estar dispuestos a enfrentar la realidad, proponer soluciones realistas y escribir controles significativos. Estados Unidos ha invertido más dinero para ayudar al pueblo palestino que cualquier otro país en el mundo.

Durante demasiado tiempo, Gaza se ha tambaleado de una crisis a otra, sostenida por llamamientos de emergencia y caravanas de ayuda de una sola vez, sin abordar la causa raíz: el liderazgo de Hamas mantiene cautivos a los palestinos de Gaza. Este problema debe ser reconocido y resuelto o seremos testigos de otro ciclo desastroso.

Fuente: Washington Post

Traducción: Grupo Información Costa Rica Israel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *