Erdogan, Trump y el asesinato de Khashoggi

Bulent Aliriza, Director y Asociado Senior, Proyecto Turquía

El periodista disidente saudí Jamal Khashoggi fue nombrado póstumamente “Persona del Año” de Time junto con otros cuatro periodistas, por “correr grandes riesgos en busca de verdades más grandes” el 11 de diciembre. El terrible destino de Khashoggi, que pagó el precio final en el consulado de Arabia Saudita en Estambul el 2 de octubre a manos de 15 agentes que habían llegado de Riad el día anterior, no solo provocaron una tormenta mundial de indignación sino que también pusieron en marcha una gran táctica diplomática del presidente Recep Tayyip Erdogan en la búsqueda de una serie de objetivos relacionados que involucran al presidente Donald Trump e impactan las relaciones entre Estados Unidos y Turquía.

El objetivo principal de Erdogan era vincular de manera efectiva e irrevocable la desaparición y el asesinato de Khashoggi a Arabia Saudita y, sin nombrarlo directamente, Mohammad bin Salman (MBS), el príncipe heredero y gobernante de facto de Arabia Saudita, que se había elevado a un obstáculo para Los cálculos regionales de Turquía a través de su identificación pública de Turquía bajo el liderazgo de Erdogan como “una amenaza importante en la región junto con Irán”, así como su bloqueo en curso de Qatar. Su siguiente objetivo era tratar de forzar a la administración de Trump, que había estado respaldando a MBS sin ninguna reserva aparente antes del asesinato como socio clave en sus planes de Medio Oriente, para revisar su relación con él. A falta de un apalancamiento directo significativo sobre Riyadh,

Al mismo tiempo, Erdogan deseaba utilizar la interacción en este tema con Washington para mejorar su relación con Trump, que había sido sacudida por el encarcelamiento del Pastor Andrew Brunson en Turquía y las sanciones asociadas de los Estados Unidos para lograr su liberación, así como por el la continua ausencia de progreso en los temas, que han dividido por mucho tiempo a los dos países, como el estancamiento de la extradición de Fethullah Gulen, el compromiso del Pentágono con el YPG kurdo sirio y el caso Halkbank. Por último, pero no menos importante, Erdogan esperaba aprovechar la vigorosa defensa de Turquía por la justicia en el horrible crimen contra un periodista en territorio turco para intentar revertir el flujo negativo de noticias relacionadas con el historial de Turquía en materia de libertad de prensa.

El núcleo de la estrategia fue una serie diaria de filtraciones por parte de funcionarios anónimos a corresponsales con sede en Estambul, especialmente periodistas estadounidenses, para garantizar que el tema permaneciera en los titulares mientras se destruyen los intentos de Arabia Saudita de negar el asesinato. El 23 de octubre, Erdogan intensificó personalmente la campaña en un discurso en la Gran Asamblea Nacional de Turquía en el que pidió a Arabia Saudita que “dejara al descubierto a todos los perpetradores de arriba abajo y los hiciera responsables ante la ley” y que el “equipo de ejecución” Ser extraditado a Turquía. El costado de Erdogan fue seguido el 31 de octubre por una acusación formal emitida por un fiscal de Estambul, que acusó tras extensas investigaciones que el cuerpo de Khashoggi “fue desmembrado y destruido después de su muerte por asfixia … de acuerdo con los planes hechos de antemano.

A pesar de la evidencia aparentemente irrefutable que se está divulgando, Erdogan decidió no solo abstenerse de nombrar a MBS como el instigador del crimen, sino también a mantener el contacto con Arabia Saudita durante todo el mes. Esto incluyó una reunión con el emisario de Salman, el príncipe Khalid bin Faisal, el 11 de octubre, durante la cual, según el New York Times.el 22 de octubre, citando a una fuente turca anónima “cercana a Erdogan”, ofreció ayuda financiera e inversión y puso fin al bloqueo de Arabia Saudita en Qatar a cambio de que Turquía retirara el caso Khashoggi, una oferta que Erdogan rechazó “enojado”. como un “soborno político”: dos conversaciones telefónicas entre Erdogan y el Rey Salman el 14 de octubre y el 20 de octubre, seguidas de una con el propio MBS el 24 de octubre, así como conversaciones infructuosas en el contexto de un Grupo de Trabajo conjunto acordado con el Fiscal saudí General en Estambul del 29 al 30 de octubre. Sin embargo, está claro que, como lo demostró su profundo respeto por Salman y el énfasis en la importancia de la relación turco-saudí en su discurso del 23 de octubre, la ofensiva de Erdogan contra MBS se basó principalmente en tratar de persuadir a Trump para que lo presionara.

El 15 de octubre, Trump manifestó públicamente que estaba consciente de la vigorosa campaña mediática emprendida por Erdogan sobre este tema al comentar que “Turquía estaba siendo muy dura, muy dura”. Luego instruyó al Secretario de Estado Mike Pompeo para que discutiera el caso con Erdogan en Estambul. el 17 de octubre, cuando regresaba de una reunión con MBS en Riyadh. Es interesante observar que la NBC informó el 15 de noviembre, citando a numerosos funcionarios estadounidenses, que Erdogan había usado la reunión para presionar nuevamente a Pompeo por la extradición de Gulen. Luego, los dos líderes hablaron por teléfono el 21 de octubre y, de acuerdo con la lectura de la Casa Blanca, estuvieron de acuerdo en “la necesidad de aclarar el incidente de Jamal Khashoggi con todos sus aspectos”. Esto fue seguido por la visita de la Directora de la CIA a Turquía, Turquía, El 23 de octubre, que, a diferencia de la de Pompeo,

El 2 de noviembre, Erdogan intentó aumentar la presión doméstica sobre Trump a través del Washington Post.con la que Khashoggi se afilió como columnista. En un artículo de opinión, preguntó: “¿Dónde está el cuerpo de Khashoggi? ¿Dónde está el “colaborador local” a quien los funcionarios sauditas afirmaron haber entregado los restos de Khashogui? ¿Quién dio la orden de matar a esta amable alma? “Continuó:” Desafortunadamente, las autoridades sauditas se han negado a responder esas preguntas. . . Sabemos que la orden de matar a Khashoggi vino de los niveles más altos del gobierno saudí. Algunos parecen esperar que este “problema” desaparezca a tiempo. Pero seguiremos haciendo esas preguntas. . . Como miembros responsables de la comunidad internacional, debemos revelar las identidades de los maestros títeres detrás del asesinato de Khashoggi y descubrir a aquellos en los que los funcionarios sauditas, que aún intentan encubrir el asesinato, han depositado su confianza “.

Sin embargo, a pesar de la evidencia presentada por Ankara y su esfuerzo sostenido de los medios, la administración de Trump no rompió con MBS como Erdogan había esperado. Pompeo declaró el 1 de noviembre que Estados Unidos tenía “relaciones comerciales importantes, relaciones estratégicas importantes, relaciones de seguridad nacional con el Reino de Arabia Saudita, y tenemos la intención de asegurarnos de que esas relaciones permanezcan intactas”. Tras el anuncio del fiscal público saudí de que buscaría la pena de muerte para 5 de los 11 acusados ​​de asesinato por Khashoggi, un movimiento descrito por la mayoría de los forasteros como un encubrimiento, el Departamento de Estado anunció de inmediato sanciones simbólicas el 15 de noviembre contra 17 saudíes por sus supuestos roles. Después de sus reuniones con el asesor de seguridad nacional John Bolton y Pompeo en Washington el 20 de noviembre, donde se discutió el caso Khashoggi, El ministro de Relaciones Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, expresó su decepción pública por la posición de Estados Unidos. Dijo: “Muchos países no quieren dañar sus relaciones con Arabia Saudita debido al asesinato de Khashoggi. Nosotros tampoco. Sin embargo, el asesinato debe ser descubierto.

Incluso después de que fue reportado el 16 de noviembre por el Washington Postque la CIA había llegado a la conclusión independiente de que MBS había ordenado el asesinato, una declaración de la Casa Blanca con el estilo inimitable de Trump reafirmó el 20 de noviembre que Estados Unidos continuaría respaldando a MBS. Decía: “El rey Salman y el príncipe heredero Mohammad bin Salman niegan enérgicamente cualquier conocimiento de la planificación o ejecución del asesinato del Sr. Khashoggi. Nuestras agencias de inteligencia continúan evaluando toda la información, pero es muy posible que el Príncipe Heredero haya tenido conocimiento de este trágico evento, ¡tal vez lo hizo y quizás no! Dicho esto, es posible que nunca sepamos todos los hechos relacionados con el asesinato del Sr. Jamal Khashoggi. En cualquier caso, nuestra relación es con el Reino de Arabia Saudita. Han sido un gran aliado en nuestra muy importante lucha contra Irán.

El 22 de noviembre, Trump restó importancia al informe de la CIA diciendo: “No sé si alguien podrá concluir que el príncipe heredero lo hizo”. Pero si lo hizo o no, lo niega con vehemencia. “La CIA no dice que lo hicieron, sí señalan ciertas cosas y al señalar aquellas cosas en las que puede llegar a la conclusión de que tal vez lo hizo o quizás no”. Cavusoglu, quien acababa de regresar a Turquía, respondió directamente a los comentarios. el 23 de noviembre diciendo: “Las declaraciones de Trump equivalen a que él diga ‘Voy a hacer la vista gorda, pase lo que pase’. Este no es un enfoque correcto. El dinero no lo es todo. No debemos alejarnos de los valores humanos ”.

El continuo rechazo de Trump a actuar fue confirmado por el secretario de defensa Jim Mattis y Pompeo en una audiencia cerrada en el Senado el 28 de noviembre. Luego, Pompeo advirtió que “degradar los lazos con Arabia Saudita sería un grave error para la seguridad nacional de los EE. UU. aliados El Reino es una fuerza poderosa para la estabilidad en un Medio Oriente que de otra manera estaría cargado ”. Mattis agregó:“ Debo notar que rara vez somos libres de trabajar con socios impecables. . . Arabia Saudita, debido a la geografía y la amenaza iraní, es fundamental para mantener la seguridad regional e israelí y para nuestro interés en la estabilidad del Medio Oriente. “Pompeo subrayó aún más la posición del gobierno en una entrevista televisiva el 1 de diciembre diciendo:” He leído cada pieza de inteligencia que está en posesión del gobierno de los Estados Unidos. . . No hay evidencia directa que lo vincule [MBS] con el asesinato de Jamal Khashoggi. . . Son una relación que ha importado durante 70 años en las administraciones republicana y demócrata por igual. Sigue siendo una relación importante, y nuestro objetivo es mantener esa relación “.

Haspel, quien al parecer no fue admitido por la Casa Blanca para unirse a la sesión informativa del 28 de noviembre, ofreció una sesión informativa especial por separado al Senado el 4 de diciembre, lo que llevó a un número limitado de participantes a declarar después que confirmó la participación directa de MBS así como su inclinación a apoyar la posible acción del Congreso. Es posible que Haspel también haya contribuido a facilitar una visita inusual y no anunciada al Senado el 7 de diciembre por parte de su homólogo turco, Hakan Fidan, uno de los colaboradores más cercanos de Erdogan, que, según un informe de Reuters del mismo día que cita cinco fuentes, incluyó una reiteración de El caso turco sobre el asesinato de Khashoggi.

Sin embargo, no habría ningún cambio en la posición de Trump. El 10 de diciembre, el yerno y consejero principal de Trump, Jared Kushner, identificado durante mucho tiempo como el contacto más cercano de MBS en el gobierno de los Estados Unidos, dijo que el enfoque de la administración se había alejado del caso Khashoggi. Dijo: “Estamos concentrados ahora en la región más amplia, que es de esperar que descubramos cómo llegar a un acuerdo entre los israelíes y los palestinos”. Cuando se le preguntó si quedarse con Arabia Saudita significaba quedarse en MBS el 11 de diciembre, Trump dijo: “Bueno, en este momento, ciertamente lo hace. Él es el líder de Arabia Saudita. Han sido un muy buen aliado “. Agregó:” Realmente espero que la gente no sugiera que no deberíamos tomar cientos de miles de millones de dólares que van a llevar a Rusia y China, principalmente a aquellos dos, En lugar de dárnoslo. Estás hablando de cientos de miles de trabajos. Estás hablando de enormes contratos militares y de otro tipo “.

Hay pocas dudas de que el deseo de Trump de continuar confiando en MBS para lograr el objetivo de implementar el plan de paz de Medio Oriente desde el exterior en Kushner se ha estado desarrollando durante casi dos años; Mantener una alta producción saudí para mantener bajos los precios del petróleo, especialmente cuando el petróleo iraní está siendo sancionado por los Estados Unidos y se enfrenta a Irán en toda la región, junto con las ventas de armas proyectadas de los Estados Unidos a Arabia Saudita, cuyo valor ha sido invariablemente exagerado. por Trump en todas sus declaraciones sobre Khashoggi, han bloqueado el objetivo de Erdogan de abrir una cuña entre los dos países. Al sentirse envalentonado por el apoyo del gobierno de Trump, Arabia Saudita rechazó la solicitud de extradición de Turquía para los involucrados en el asesinato de Khashoggi el 10 de diciembre.

A medida que el asesinato de Khashoggi desaparece de las primeras páginas, también está cediendo su posición prominente en la agenda de la relación bilateral entre Estados Unidos y Turquía. Si bien es difícil determinar con precisión el impacto en las relaciones, es seguro decir que la decepción de Erdogan por la obstinada renuencia de Trump a actuar contra el MBS se corresponde con la decepción recíproca de Trump en Erdogan por tratar un problema con el que nunca quiso tratar tal determinación Sin duda, Turquía disfrutó de la cobertura de prensa inusualmente positiva que recibió en los EE. UU. Al defender la necesidad de tomar medidas contra el instigador y contra los autores del asesinato de Khashoggi. Sin embargo, como el interés de los Estados Unidos.

Bulent Aliriza es un asociado senior y director del Proyecto Turquía en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS) en Washington, DC.

Fuente: CSIS | Center for Strategic & International Studies

Bancarrota moral en el Mediterráneo

Resultado de imagen para Arianne Shahvisi
Dra. Arianne Shahvisi

En junio y julio de este año, 721 personas murieron intentando cruzar el Mediterráneo hacia Europa, aumentando las probabilidades de muerte en el camino hacia un alarmante 1 en 16. Este aumento es el resultado de una activa represión de los esfuerzos de rescate. Alrededor de 1500 personas se han ahogado este año, ya que los botes se volcaron o se hundieron debido a una sobrecarga peligrosa o condiciones traicioneras en el mar, elevando el recuento total de cadáveres desde 2014 a más de 12,000. Esos 12,000, que ahora descansan en fosas comunes superficiales, podrían haberse unido y abarcar el mar que los mató.

Las metáforas de la hostilidad han sido desde hace tiempo aptas en la frontera sur de Europa; ahora es estándar hablar de “Fuerte Europa“, cuyo puente levadizo está firmemente atornillado y cuyo foso es el convenientemente letal Mediterráneo. Aun así, esta hostilidad ha aumentado hasta el punto álgido este verano. El nuevo gobierno de extrema derecha de Italia anunció su negativa a ayudar en los rescates marítimos y ha cerrado sus puertos a los inmigrantes que intentan desembarcar. Como resultado, los migrantes rescatados han quedado varados en el mar con suministros limitados, a la espera de ver si algún país europeo ofrecerá ayuda. En junio , a un barco sobrecargado que contenía 629 migrantes, incluidos 100 niños no acompañados, se le denegó rotundamente la entrada a Italia, luego a Malta, y finalmente se vio obligado a navegar durante otros cuatro días en condiciones de mar de escaso rumbo a España. A fines de julio , un buque italiano de apoyo a la plataforma petrolera reunió a 100 personas en el Mediterráneo y las devolvió a Libia, donde corren el riesgo de ser torturadas en los centros de detención. Esto se está investigando actualmente como una violación del principio de no devolución : que nadie debe ser devuelto a un lugar donde pueda estar en riesgo de violaciones de los derechos humanos. Se están estableciendo precedentes peligrosos.

Si bien es difícil empatizar con la brutalidad de la postura del gobierno italiano, es aún más difícil frenar la hipocresía del presidente francés Macron al acusar a Italia de “cinismo e irresponsabilidad” cuando Francia aún no ha aceptado la proporción de inmigrantes a los que se comprometió a absorber en 2015 , está casi en la parte inferior de la tabla en sus tasas de aceptación de solicitudes de asilo , ha rechazado a menores no acompañados en la frontera con Italia, y este año ha introducido una nueva ley de inmigración punitiva. La sacudida descarada de Italia hacia la derecha no debe verse como excepcional: Francia, Gran Bretaña y otros países europeos han promovido durante mucho tiempo formas menos sinceras de populismo racista.

Los estados del sur de Europa que son el primer destino para cruzar a los inmigrantes no deben ser señalados por su crueldad: tienen razón al esperar promesas confiables de asistencia del Norte. Si el suyo es el deber de garantizar que los inmigrantes lleguen a la tierra de forma segura, el norte de Europa debe asumir la tarea del reasentamiento. La geografía física no se puede usar para moderar las responsabilidades morales de uno. Sin embargo, Europa parece decidida a hacer justamente eso. En una cumbre de la UE en junio, se sugirió que se establezcan “centros de procesamiento de migrantes” en el norte de África, cuyo objetivo sería clasificar a los refugiados de otros migrantes, y solo a los primeros se les permite ir a Europa y solicitar asilo. (Libia, Egipto, Marruecos y Túnez ya se han negado a recibir tales centros.) Edi Rama, primer ministro de Albania, ha señalado que esta estrategia equivaldría a “arrojar a personas desesperadas a algún lugar como desechos tóxicos que nadie quiere”.

El tipo correcto de sufrimiento

Hay muchas razones para las fallas de empatía endémicas en toda Europa. La idea de que solo algunos de los que ingresan a Europa merecen ayuda: los refugiados “genuinos” son la clave para crear la suficiente desconfianza que entorpezca el funcionamiento normal de nuestros instintos morales colectivos. El resto son “inmigrantes económicos”: charlatanes que a la vez roban trabajos y se niegan a trabajar, cuya decisión de abordar un bote con una probabilidad de 1 en 16 de morir está motivada por la codicia, y que deben mantenerse fuera a toda costa. El costo de este mito es en verdad alto: ha inclinado la apuesta del control fronterizo para que sea menos importante salvar vidas que garantizar que no se admita a ninguna de esas personas. Pocos son lo suficientemente imprudentes como para decirlo en voz alta, pero las muertes en el Mediterráneo no son una tragedia, son lo mismo de siempre.

La definición de refugiado es una persona cuya migración proviene de un “temor bien fundado de ser perseguido por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un grupo social particular u opinión política”. Los solicitantes de asilo son los que han solicitado estado de refugiado y están a la espera de una decisión, un proceso que es largo, oneroso y traumático, que conduce a un resultado que a menudo es arbitrario . Por el contrario, un migrante es alguien cuya “decisión de migrar es tomada libremente por la persona afectada, por razones de ‘conveniencia personal’ y sin la intervención de un factor externo convincente”.  

Aquellos que están en riesgo de ser perseguidos (y pueden probarlo) reciben protección en otro estado. Quienes en cambio huyen de la pobreza o de la destrucción del medio ambiente no tienen derecho legal a ingresar a Europa y deben hacerlo como delincuentes. ¿Por qué se debería favorecer la persecución sobre la pobreza o la destrucción ambiental como un daño digno de un asilo? Uno de los argumentos es que los gobiernos no han podido proteger a las personas perseguidas, por lo que deben obtener asilo en otro lugar: no hay otra solución para su situación particular. Sin embargo, el argumento asume que no son otra soluciones in situ a disposición de las personas que huyen de la pobreza y la destrucción del medio ambiente. Estoy seguro de que los inmigrantes económicos estarían ansiosos por verlos. Considere que 87 millones de nigerianos viven con menos de $ 2 por día, superando a los del mundo el ranking de pobreza extrema , sin embargo, el 75% de los casi 38,000 migrantes nigerianos que viajaron a Libia para cruzar en 2017 son “migrantes económicos” y, por lo tanto, descalificados para solicitar asilo.    

Que las motivaciones económicas para la migración están tan ampliamente retratadas como meramente económicas es reveladora. Nos dice algo acerca de cómo pensamos acerca de la pobreza: como una condición natural de ciertas regiones del mundo, como una forma de sufrimiento por la cual nadie puede culpar a nadie (esperen tal vez a los pobres mismos). Si bien se considera que la persecución es aberrante, por lo que se ofrece socorro y se busca a los perpetradores, se supone que la pobreza debe perdurar. En palabras de Thatcher “no hay alternativa”. Abrir esa lata de gusanos sería demasiado dañino para el sistema económico global.

A principios de este verano, el presidente francés Macron dijo: “Si se trata de un migrante económico que no enfrenta el peligro en su país, entonces no es responsabilidad de Francia llevarlo”. Si solo Macron reflexionara sobre cómoFrancia llegó a tener la riqueza que otros ahora busque compartir: considere la continua dependencia económica de la economía francesa de sus antiguas colonias . Esto es parte de una tendencia más amplia: la riqueza de las naciones europeas es una dotación del colonialismo , protegida por las mismas reglas comerciales fraudulentas que mantienen pobres a las naciones del Sur Global. 

¿Es de extrañar entonces que aquellos que escapan de la pobreza a veces se presenten como refugiados? ¿Qué otra opción tienen sino calzar su sufrimiento para apelar a la raya de esperanza que permite la ley? Por razones que nunca se explican adecuadamente, otras formas de miseria son insuficientes para fundamentar el derecho a reasentarse. La desesperación que lleva a una persona a cambiar sus salvavidas por unos pocos centímetros en un barco superpoblado no tiene moneda, ni el tipo que lleva a los migrantes a quemarse las puntas de los dedos para evitar ser identificados y devueltos, o autoinfligirse lesiones graves que dejan cicatrices visibles para mejorar sus posibilidades de asilo. Es un sistema profundamente siniestro que requiere que las personas vulnerables se conformen a sus propias definiciones arbitrarias de angustia.  

Como afirma el filósofo Michael Dummett , “todas las condiciones que niegan a alguien la capacidad de vivir donde se encuentra en condiciones mínimas para una vida humana decente deben ser motivo para reclamar refugio en otro lugar”. Tal definición podría revertir la carga actual de la prueba . Debemos desafiar a los estados europeos a que proporcionen evidencia de que (a) las condiciones mínimas para una vida humana decente son posibles para los migrantes en sus países de origen, y (b) no tuvieron parte en el conflicto, la pobreza o la destrucción ambiental que han causado las regiones en cuestión no puede proporcionar las condiciones mínimas para una vida digna. Dejemos de pedirles a los migrantes que demuestren su derecho a condiciones de vida dignas y, en cambio, solicitemos a nuestros gobiernos que demuestren algo de decencia.

Fuente: The Region

*La Dra. Arianne Shahvisi es profesora de Ética y Humanidades Médicas en Brighton and Sussex Medical School.

Traducción libre: CCEIIMO | Centro Costarricense de Estudios Interdisciplinarios sobre Israel y Medio Oriente.

 

Sobre la ley del Estado-Nación de Israel

El 19 de julio, el parlamento de Israel, el Knesset, votó como ley el proyecto de ley del estado-nación. Como Israel nunca ha tenido una constitución, el proyecto de ley se convirtió en la última versión de las Leyes Básicas del país, en forma de Ley Básica: Israel como Estado-nación del pueblo judío . Para muchos, esto parecía decir lo obvio. ¿No se había creado Israel en primer lugar para ese mismo propósito? La única pregunta era: “¿Por qué se necesitaron 70 años para convertir lo obvio en ley?” Bueno, quizás no sea la única pregunta. El siguiente fue “¿Por qué 55 miembros de la Knésset votaron en contra, con dos abstenciones, con una estrecha mayoría de 62 a favor?”

Una vez que se corrió la voz en el mundo exterior  que el parlamento israelí se había atrevido a promulgar tal definición de su estado, para muchos era como si el fin del mundo hubiera tenido lugar. Como si nunca hubieran sabido eso, desde el tiempo de la Biblia, la tierra ahora llamada Israel era el hogar de los judíos.

Casi todos salieron a condenar el proyecto de ley como racista, discriminatorio, antidemocrático y contrario a los principios judíos de igualitarismo con los ciudadanos no judíos. NBC News publicó un titular que decía : “La ley del Estado-nación de Israel provoca críticas en todo el mundo, incluidos los grupos judíos de EE. UU.”. El mismo día en que se aprobó el proyecto de ley, la Alta Representante de la UE para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Federica Mogherini, afirmó que:

  • “Hemos sido muy claros en lo que respecta a la solución de dos estados, creemos que es el único camino a seguir y cualquier paso que complicaría o evitaría que esta solución se convierta en realidad debería evitarse”.

Ella no dijo por qué Israel era un estado judío con los mismos derechos para los no judíos que interferiría con una futura solución de dos estados. El rechazo a tal solución siempre ha venido del lado árabe y palestino, nunca del lado judío dominante. En cambio, Mogherini planeó una reunión para el 4 de septiembre con los legisladores árabes israelíes, que son otro grupo que se opone vociferantemente a la nueva ley. Ella no parece haber invitado a ningún legislador judío a una reunión equivalente.

La Unión Europea, una conglomeración supranacional que ha hecho mucho bien en el avance de los derechos de las naciones-estados individuales que surgieron después de la caída de la Unión Soviética como un medio para preservar la paz en el continente europeo, ha tomado durante muchos años una posición anti-Israel que solo sirve para alentar a los palestinos que lanzan guerras y ataques terroristas precisamente para evitar una solución de dos estados, al tiempo que exige el derecho de abolir a Israel y crear un estado palestino exclusivo “desde el río (Jordan) hasta el  mar (Mediterráneo)  “, un llamado a la limpieza étnica masiva o genocidio.

La oposición a la ley estatal nacional también fue expresada enérgicamente por árabes israelíes , drusos israelíes y muchos judíos israelíes y estadounidenses , incluidas las Federaciones judías de América del Norte y la Confraternidad internacional de cristianos y judíos, en claro desafío al derecho de Israel a existir. como estado judío, aunque, por ejemplo, el Reino Unido existe oficialmente como estado anglicano, sin maltratar, al menos oficialmente, a ninguna de sus minorías.

En Israel, artistas, autores y supuestos intelectuales pidieron la cancelación de la ley . A veces, el lenguaje utilizado para describir la ley pasó los límites de la decencia común. El socialista judío británico David Rosenberg , un aliado cercano de Jeremy Corbyn, habló en términos viles sobre tres parlamentarios judíos del Partido Laborista del Reino Unido antes de difamar la nueva ley de Israel:

“Si Margaret Hodge y sus hermanas en la lucha, Ruth Smeeth y Juliana Berger, no fueran oportunistas cobardes y selectivas antirracistas y defensoras de los derechos humanos, podrían haber estado hablando más, o incluso en absoluto, sobre el repugnante y abiertamente racista proyecto de ley del estado que el gobierno israelí acaba de aprobar … ”

Un miembro árabe israelí de la Knéset, Zouheir Bahloul, renunció , prediciendo que otros MK árabes harían lo mismo. Afirmó falsamente que la ley discriminaba a las minorías no judías. El 4 de agosto, muchos israelíes, organizados por líderes drusos, se reunieron en la Plaza Rabin en Tel Aviv para protestar contra la ley. Más tarde se supo, sin embargo, que la manifestación fue pagada y dirigida por el grupo de izquierda Anu, beneficiario del Nuevo Fondo Israel (New Fund Israel). 

De acuerdo con Breitbart Jerusalem:

  • Daniel Sokatch, CEO del New Israel Fund, emitió una declaración que califica la legislación de “tribalismo en su peor momento”, una “bofetada a los ciudadanos árabes palestinos de Israel” y un “peligro para el futuro de Israel”.

En otras palabras, los antisionistas intentaron militarizar la nueva ley para promover sus agendas existentes.

Por el contrario, en Arabia Saudita y las Maldivas , solo a los musulmanes se les permite ser ciudadanos. En ambos países, la práctica abierta de cualquier religión que no sea el Islam está prohibida, incluso el cristianismo y el judaísmo, que supuestamente son aceptados por el Islam. En Israel, los miembros de todas las religiones y grupos étnicos son ciudadanos plenos.

Probablemente no sea una sorpresa que muchos líderes árabes y europeos utilizaran la aprobación de la ley como excusa para promover su agenda antisionista, pero la oposición de la comunidad drusa de Israel, siempre la más leal al estado, con un largo y admirable rol en las fuerzas armadas israelíes, así como la ira de tantos judíos tanto en Israel como en el extranjero, fue una especie de shock.

Sin embargo, no hay duda de que esta simple ley no cambia nada para nadie.

El 8 de agosto, durante un debate especial de la Knesset sobre la ley, los activistas del partido Unión Sionista , liderados por una ex canciller israelí, Tzipi Livni, atacaron al gobierno, convocaron a nuevas elecciones y “dijeron que la oposición aprobaría la Declaración de Independencia como una ley básica en lugar de la ley del estado-nación “. Cualesquiera que sean los problemas en el exterior, hay pocas dudas  que la decisión de hacer de la identidad judía una parte central de la ley israelí ha intensificado las divisiones políticas en un momento en que la unidad de propósito es esencial para un país que todavía enfrenta amenazas existenciales en varios frentes.

Los lectores deben consultar el texto completo de la ley para llegar a sus propias conclusiones. Sin embargo, puede ser útil considerar una o dos cláusulas clave como punto de partida para nuestra comprensión de la misma. En realidad, las únicas cláusulas contenciosas son las del artículo 1:

  1. La tierra de Israel es la patria histórica del pueblo judío, en la que se estableció el Estado de Israel.
  2. El Estado de Israel es el hogar nacional del pueblo judío, en el que cumple su derecho natural, cultural, religioso e histórico a la autodeterminación.
  3. El derecho a ejercer la autodeterminación nacional en el Estado de Israel es exclusivo del pueblo judío.

Seguramente ya sabíamos todo esto. La aprobación de la ley se hizo simplemente para dar una base legal firme para la creación de Israel en 1948 siguiendo el Mandato de la Liga de las Naciones para Palestina . Su preámbulo establece claramente que:

  • Considerando que los Principales Poderes Aliados también han acordado que el Mandatario debería ser responsable de poner en vigencia la declaración hecha originalmente el 2 de noviembre de 1917 por el Gobierno de Su Majestad Británica, y adoptada por dichas Potencias, a favor del establecimiento en Palestina de un hogar nacional para el pueblo judío , entendiéndose claramente que no se debe hacer nada que pueda perjudicar los derechos civiles y religiosos de las comunidades no judías existentes en Palestina, o los derechos y el estatus político de los judíos en cualquier otro país. [Énfasis del autor.]

En cuanto a “los derechos civiles y religiosos de las comunidades no judías existentes en Palestina”, la Declaración de Independencia de Israel (14 de mayo de 1948) no establece claramente que el Estado de Israel “garantizará la completa igualdad de los derechos sociales y políticos a todos sus miembros”que son  habitantes independientemente de su religión, raza o sexo; garantizará la libertad de religión, conciencia, idioma, educación y cultura; salvaguardará los Santos Lugares de todas las religiones “, y ¿No ha hecho Israel exactamente eso, con los drusos, los musulmanes, los cristianos , Bahá’ís y otras minorías?. Pueden dar fe

¿Por qué, entonces, tantos en todo el mundo afirman que reforzar el hecho que Israel es un estado judío dañará las vidas de sus habitantes no judíos? En Irán, por ejemplo, la gran minoría bahá’í sufre una persecución masiva , que incluye encarcelamiento, ejecución y mucho más, [1] mientras que en Israel tienen su cuerpo gobernante internacional y sus santuarios más sagrados, y traen peregrinos de todo el mundo. mundo.

Las acusaciones formuladas contra la nueva ley a menudo incluyen falsedades absolutas. Daniel Pomerantz de Honest Reporting ha identificado una serie de “mitos” sobre la ley publicados por el New York Times , que llamaremos “diplomáticamente” , incluyendo que “Israel es un país donde los judíos disfrutan de derechos que otros no tienen” y ” un estado en el cual el judaísmo que es la única expresión nacional permisible por ley rechazará, por definición, a cualquier miembro minoritario que desee ser parte de él “. Por supuesto, el judaísmo no es “la única expresión nacional permitida por la ley” y más que en Inglaterra es la religión anglicana. Además, dígaselo a cualquiera de las minorías religiosas y étnicas que viven sin ser molestados en Israel, que sirven en el parlamento, en el sistema judicial,

Esas falsas acusaciones contra Israel, sin embargo, llaman la atención sobre otra cosa que ha sido gravemente descuidada en este debate: Israel está siendo condenado erróneamente por algo por lo que ningún estado musulmán ha sido condenado: identificar su nacionalidad con su religión, y en el caso de esos estados musulmanes, esto se hace frecuentemente de una manera que excluye o restringe los derechos, o incluso la propia existencia, de las minorías.

Actualmente hay cuatro países que oficialmente se identifican como Repúblicas Islámicas: Irán , Pakistán , Mauritania y Afganistán . Hubo otros cuatro, algunos muy efímeros, en el pasado: las Comoras (1978-2000), el este de Turkestán (1933), Gambia (2015-2017) y la República chechena de Ichkeria (1996-2000). . Las cuatro repúblicas islámicas actuales son lugares peligrosos para que vivan los no musulmanes, con leyes contra la apostasía, contra la blasfemia (libertad de expresión) y, en el caso de Mauritania , con la esclavitud prevaleciente., todo lo cual contradice las normas internacionales de derechos humanos. En esas repúblicas, así como en las monarquías con el Islam como religión oficial (como Arabia Saudita), la persecución de musulmanes heréticos, cristianos y bahá’ís y otros, es, en contraste directo con Israel, un lugar común. El uso de la ley shari’a para hacer cumplir los abusos de los derechos humanos prohibidos por la Declaración Universal de los Derechos Humanos, afecta fuertemente la vida de las mujeres, los librepensadores, los secularistas y todos los no musulmanes. Cuando se aplican castigos capitales por delitos no penales, como la herejía, la blasfemia y la ” hechicería “, o los azotes y la lapidación hasta la muerte por infracciones morales, como presuntas relaciones sexuales fuera del matrimonio, incluso habiendo sido violada , existe un gran desequilibrio entre las democracias occidentales y muchos estados musulmanes. [2]

En Arabia Saudita y las Maldivas , solo a los musulmanes se les permite ser ciudadanos. En ambos, la práctica abierta de cualquier otra religión, incluso aquellas (cristianismo y judaísmo) que son aceptadas por el Islam, están prohibidas . En Israel, los miembros de todas las demás religiones y grupos étnicos son ciudadanos plenos, que pueden votar, servir como legisladores y jueces, y más, adorar en lugares santos protegidos.

Es importante agregar que pocos estados musulmanes son democracias en el sentido completo. Varias son monarquías directas o emiratos: Marruecos, Jordania, Brunei, Arabia Saudita, Kuwait (un emirato donde hay un parlamento elegido, pero los partidos políticos son ilegales), Qatar, Omán y los Emiratos Árabes Unidos son 7 emiratos. En el período moderno, otros han sido o siguen siendo dictaduras: Siria, Irán (una teocracia, anteriormente una monarquía), Irak, Libia y Pakistán bajo Zia-ul Haq. Es justo afirmar que las tres naciones de mayoría musulmana más pobladas (Indonesia, Pakistán y Bangladesh) son todas democracias , aunque a menudo amenazadas por golpes de estado o una creciente islamización. Líbano, que era una democracia decente, ahora está controlado por Hezbolá. Turquía, la primera democracia secular musulmana,quien recientemente adquirió poderes masivos.

Además, el Islam es la religión oficial de muchos estados: Bangladesh, Arabia Saudita, Iraq, Omán, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Irán, Marruecos, Argelia, Túnez, Libia, Egipto, Somalia, Djibouti, Sudán, Nigeria, las Maldivas, Brunei y Malasia. El artículo 4 de la Ley Fundamental Modificada de 2003 de la Autoridad Nacional Palestina dice:

  1. El Islam es la religión oficial en Palestina. Se mantendrá el respeto por la santidad de todas las demás religiones
  2. Los principios de la Shari’a islámica serán una fuente principal de legislación.
  3. El árabe será el idioma oficial.

Vale la pena señalar un par de cosas aquí. Por “todas las otras religiones sacras”, la ley significa solo el judaísmo y el cristianismo, que son las únicas creencias reconocidas en el Corán como creencias divinamente reveladas (aunque corrompidas). Israel no impone tales limitaciones a otras religiones. La elevación de la ley religiosa shari’a a una “fuente principal de legislación” puede descartar leyes democráticas que contradicen los castigos islámicos por delitos como la homosexualidad, el adulterio o la blasfemia.

Israel, aunque es un estado judío, no tiene una religión oficial, ni siquiera el judaísmo. Como tal, no impone conformidad religiosa a ninguno de sus ciudadanos. Hay judíos seculares, cristianos y musulmanes. Los musulmanes que se vuelven agnósticos o ateos, incluso aquellos que abiertamente abandonan el Islam o se convierten a otra religión, son mucho más seguros en Israel que en cualquier país musulmán. Las leyes israelíes, para todos sus ciudadanos, están hechas por miembros de la Knéset; allí, las leyes son debatidas abiertamente y aplicadas por un poder judicial independiente, al igual que las leyes en otros países genuinamente democráticos como los Estados Unidos o el Reino Unido.

Finalmente, queda una pregunta crucial. Varias personas, incluidos muchos patriotas israelíes como Tzipi Livni del partido Unión Sionista, el actual líder de la oposición en la Knéset o el miembro del Likud, Benny Begin, han expresado la opinión que la ley debería haber incluido las frases “plena igualdad de derechos para todos sus ciudadanos” y “estado judío y democrático”, lo que podría haber tranquilizado a la población no judía. El gobierno, dirigido por el primer ministro Benjamin Netanyahu, insiste en que no era necesario hacerlo, dada la presencia de tales afirmaciones en la Declaración de Independencia y otras leyes básicas. Hay fuertes argumentos a favor y en contra de repetirlo una vez más, pero por el momento, ese debate y otros relacionados con él siguen siendo profundamente divisivos. ¿No sería prudente considerar otra Ley Básica en la que el tema de la plena igualdad y la democracia pueda hacerse aún más explícito de lo que ya es? Eso es para que el pueblo israelí decida.

***Denis MacEoin tiene un doctorado en Estudios Persas (Cambridge, 1979) y enseñó árabe e islámico en la Universidad de Newcastle en el Reino Unido. Es Distinguido Senior Fellow en el Instituto Gatestone.

[1] Ver Nazila Ghanea, Derechos humanos, la ONU y los bahá’ís en Irán , Oxford, 2003.

[2] Para un estudio detallado del choque entre la legislación de “derechos humanos” basada en el shari’a y los valores universales, vea Ann Elizabeth Meyer, Islam and Human Rights: Tradition and Politics , 5 th . Ed., Nueva York, Abingdon, 2013; ver también, Anver Emon, Mark S. Ellis, y Benjamin Glahn, Ley Islámica y Derecho Internacional de los Derechos Humanos , Oxford University Press, 2015.

Fuente: Gatestone Institute.

Traducción: Dori Lustron.

Yazidíes: una minoría de genocidios

Por Darya Najim / Krekar Mustafa*

En abril de 2007, al-Qaeda secuestró un autobús lleno de yazidíes, cristianos y musulmanes en Mosul. Los cristianos y los musulmanes fueron enviados a casa, mientras que los Yazidíes fueron masacrados en un baño de sangre. Al-Qaeda afirmó haber enviado al infierno a veintitrés “adoradores del demonio”.

Esta no fue la primera o la única masacre que los Yazidíes han experimentado. De hecho, se han enfrentado al genocidio más de 70 veces, principalmente durante el reinado del Imperio Otomano. Este agosto marca el cuarto aniversario del 74 ° genocidio contra los Yazidíes. El incidente dejó a una de las minorías más pequeñas y vulnerables de Iraq, dentro de las fronteras del KRG, a manos de la organización terrorista más bárbara del Asia occidental moderna. El Estado Islámico no solo mató a miles de personas en Sinjar, sino que también secuestró y esclavizó a más de tres mil mujeres yazidíes.

Este genocidio cometido por IS fue posiblemente el más bárbaro del siglo XXI hasta el momento, y la región donde los Yazidíes se encuentran históricamente ha sufrido más daños que cualquier otra región controlada por IS. La comunidad Yazidí ha perdido la esperanza y la confianza en Iraq, lo que ha provocado un éxodo a Europa en busca de seguridad y reconocimiento. Mientras que Alemania absorbió la mayor cantidad de Yazidíes, también reforzó sus fronteras, lo que hace que sea extremadamente difícil para algunos irse y para que otros se unan con sus propias familias. Las ciudades pobladas de Yazidí en Iraq ahora están en ruinas y carecen de servicios básicos, lo que hace casi imposible el reinicio de quienes están todavía en Irak.

Todos y cada uno de los genocidios sufridos por los Yazidíes han tenido un denominador común: el islamismo. En 2014, IS controlaba un tercio de Iraq, que contenía varios grupos étnicos y religiosos. Solo los yazidíes fueron masacrados solo por su fe, sus mujeres esclavizadas, vendidas y forzadas a convertirse al Islam. Es el islamismo, sin importar en qué forma o forma, que justifique el genocidio de los miembros de las religiones no abrahámicas y la esclavitud de sus mujeres. El islamismo se ha convertido en un actor importante en la formación de diferentes actores estatales y no estatales en Iraq, especialmente en el sur. Los Yazidíes, cuya religión no es abrahámica, han pagado el precio más alto. Durante varias veces que los Yazidíes se agotaron, han perdido la confianza tanto en el gobierno regional iraquí como en el Kurdistán. Ellos saben que están solos. La comunidad Yazidí,

Durante el auge económico en el KRG después de la invasión estadounidense de Iraq, los Yazidíes fueron los esclavos de la posguerra del KRG. Fueron mal pagados y humillados, trabajando en los empleos que la comunidad kihad no Yazidí de repente no estaba dispuesta a asumir. Aunque la comunidad kurda ha dejado sin resolver la cuestión de los Yazidíes, los Yazidíes fueron los otros ignorados en el KRG. Después de que IS atacó a Sinjar, la actitud dentro de la comunidad kurda hacia los Yazidíes pasó del racismo internalizado a un tono menos hostil. Aunque el tratamiento de los Yazidíes todavía tiene su propio ambiente y no es muy agradable, ahora hay más simpatía hacia ellos que antes. Todavía no se trata como iguales al resto de la población en el Kurdistán iraquí,

Las tradiciones religiosas Yazidí y la percepción que el resto de la población kurda tiene de la religión han llevado a la segregación entre los dos grupos. Para proteger sus tradiciones, los Yazidíes se han guardado para sí mismos. Esto probablemente aumentará después de los eventos de agosto de 2014, ya que, una vez más, los Yazidíes se sienten abandonados. Si la comunidad Yazidí quiere integrarse de nuevo en la sociedad kurda como consecuencia de la intolerancia, los prejuicios y la traición que enfrentaron es una cuestión que la comunidad debe decidir por sí misma. En cuanto a la relación entre los Yazidíes y el resto de la población árabe en Iraq, uno puede calcular lógicamente lo que podría suceder. La división religiosa y sectaria ha creado una relación hostil y desconfiada entre ellos.

Después de agosto de 2014, cuando se sacrificó Yazidíes hasta que hubo lagos de sangre en Sinjar y Yazidí, se vendieron mujeres entre los miembros de IS, la comunidad internacional centró su atención en sus sufrimientos. Hubo algunos activistas Yazidí, como Nadia Murad, cuyo sufrimiento fue honrado y cuya valentía saludó, pero que permaneció solo como una cara de las miles de mujeres que eran esclavas sexuales. La comunidad internacional simpatizó con ella, le dio plataformas para hablar y llorar. Sin embargo, al otro lado del mundo, más de tres mil mujeres siguen siendo violadas y torturadas por miembros de IS. La comunidad internacional no ha hecho nada para rescatar a estas niñas y mujeres. Los que lograron escapar están en condiciones horribles y se hace muy poco para ayudarlos a lidiar con los traumas que enfrentan.

Cuando toda la esperanza desapareció y ninguna otra fuerza armada ayudó a la comunidad Yazidí como IS cometió atrocidades en Sinjar, el PKK se apresuró a ayudar. Permanecieron allí hasta esta primavera, cuando las amenazas turcas contra Sinjar hicieron que su presencia fuera un peligro para la gente. El PKK y todos en Sinjar querían ver menos enfrentamientos y bajas. Las preguntas sobre qué hacer con los desafíos a los que se enfrenta Yazidíes -su seguridad garantizada y tratamiento en igualdad de condiciones con el resto de las personas en el KRG- todavía son borrosas. De hecho, casi nunca se aborda, especialmente por el gobierno kurdo. Los yazidíes todavía se sienten desprotegidos, y muchos de ellos quieren abandonar el país. El PKK ha propuesto la autonomía democrática, en un proyecto similar a Rojava. Hay una pregunta sobre hasta qué punto esto funcionaría, especialmente teniendo en cuenta que Iraq sigue siendo una zona de guerra,

Los Yazidíes se han enfrentado al genocidio y al trauma además del trauma… Cuántas veces más deben enfrentar masacres antes de acudir a ellos y decir: “Sí, de hecho están en peligro. Es nuestra responsabilidad proporcionarle seguridad y reconocer su sufrimiento “?

Fuente: The Region

Traducción: CCEIIMO | Centro Costarricense de Estudios Interdisciplinarios sobre Israel y Medio Oriente.

*Darya Najim es una candidata a la Maestría en el Centro de Estudios del Medio Oriente en la Universidad de Lund, Suecia. Actualmente está escribiendo su tesis sobre el movimiento de mujeres en Rojava, norte de Siria.

*Krekar Mustafa completó su maestría en el departamento de Ciencias Políticas de la Universidad Libre de Berlín. Su tesis fue sobre el fracaso del estado en el caso de Irak.