En el aniversario del genocidio de Yazidi en Shingal: Contrarrestar el genocidio con la organización de mujeres

Resultado de imagen para Meral Cicek

Por Meral Cicek*

Hace casi exactamente un mes, nos sentamos en Camp Serdesht en el Monte Shingal con Neam Ilyas, que ha vivido en una tienda con su esposo y sus hijos allí durante 4 años. Cuando el Estado Islámico (IS, DAESH) invadió Shingal, matando y secuestrando a miles de personas y obligando a cientos de miles a huir, Neam fue solo madre y ama de casa. Hoy, también es miembro de la junta del Movimiento de Libertad de Mujeres de idzidxan (TAJÊ).

Esto significa que está organizada, al igual que Leyla. Ambas mujeres usan el típico pañuelo de color lila claro de las mujeres yazidi. Otra activista muy motivada les estaba contando sobre un proyecto para una producción local de yogur que crearía oportunidades de trabajo para las mujeres. Neam y Leyla, ambas de alrededor de 40 años, estaban molestando a su camarada, contrarrestando sus argumentos de forma incomprensible. La activista estaba haciendo todo lo posible para convencerlos y motivarlos. Cuando sus argumentos se agotaron, Leyla preguntó con un sonido extraño, “¿Por qué te enojas?” Todas las mujeres allí comenzaron a llorar.

En ese momento, me pregunté cómo era posible que estas mujeres, que habían sufrido tanto sufrimiento y dolor injusto, estuvieran tan llenas de vida. Pero tal vez, solo alguien que haya experimentado el dolor más profundo pueda llorar con todas las almas.

El genocidio de IS en Shingal fue feminicidio

Hasta 5.000 Yazidíes fueron ejecutados en el curso del genocidio de IS en Shingal, la mayoría de ellos hombres. Las fosas comunes muestran que IS también mató a docenas de ancianas, a quienes no venderían como esclavas sexuales. Pero durante su campaña en Shingal, IS optó por capturar a mujeres y niñas yazidíes con vida. Se llevó a cabo una guerra especial y sistemática contra las mujeres en general y las mujeres Yazidíes en particular, una guerra que no se trataba de matar mujeres físicamente, sino más bien de esclavizarlas y deshumanizarlas. Esta es una forma profunda y progresiva de genocidio, que tiene como objetivo destruir la identidad, la integridad y la integridad de los miembros del grupo, en este caso, las mujeres Yazidíes. Secuestrar a las mujeres yazidíes como botín de guerra, esclavización, violación sistemática y conversión forzada no solo eran parte de una guerra sistemática contra las mujeres, sino que constituían femicidios.

La Convención para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio (CPPCG) adoptada por la Asamblea General de la ONU en 1948 define el genocidio como “actos cometidos con la intención de destruir, en todo o en parte, un grupo nacional, étnico, racial o religioso”. “Un problema importante de su comprensión del genocidio es que la Convención es ciega al género. El feminicidio no juega un papel subordinado en el genocidio; por el contrario, en muchos casos, el feminicidio constituye el mecanismo principal del genocidio. Este ha sido particularmente el caso en Shingal.

Destruyendo la identidad Yazidí a través de las mujeres

En la sociedad y cultura yazidí, las mujeres desempeñan un papel decisivo en la preservación de las formas de vida, las creencias, los valores, el lenguaje y la identidad tradicionales (no estoy hablando aquí de normas y estructuras patriarcales que a menudo se reproducen en nombre de la religión o la cultura). Por lo tanto, para destruir su comunidad y cultura, la identidad colectiva debe disolverse en la persona de la mujer, especialmente en las mujeres jóvenes, que representan el elemento más importante del futuro de la sociedad. Al secuestrar y desplazar a niñas y mujeres jóvenes de Shingal, apartándolas de su propia comunidad y su tierra natal, forzándolas a convertirse al Islam, impidiéndoles practicar las tradiciones Yazidíes, y violándolas y esclavizándolas, se dirige (y todavía tiene como objetivo) destruir la identidad y la integridad de las mujeres Yazidíes y, al hacerlo, de toda la comunidad Yazidí. El “Ferman” (kurdo: orden, que solía significar genocidio) en la historia de los yazidíes apunta no solo a matarlos físicamente, sino a quitarles su futuro. A través de la destrucción sistemática de los cuerpos y las almas de las niñas y mujeres yazidíes, la existencia cultural, social y física de toda la comunidad estaba (y todavía está) bajo amenaza.

Prevenir el genocidio a través de la auto organización

¿Cómo pueden las mujeres contrarrestar y luchar contra tal amenaza? Los procesamientos penales internacionales y el castigo de los culpables es una táctica. Pero será suficiente? ¿Podemos estar seguros de que ese genocidio nunca volverá a ocurrir procesando a todos los culpables? ¿Sería posible castigar a todas las personas que participaron en este genocidio? ¿Y esto traería justicia? ¿Justicia real?

Para los kurdos en general y, en particular, yazidíes, las principales formas de hacer frente a la 74ª Ferman y para evitar nuevos genocidios eran la auto organización, la auto administración y la autodefensa. Esto se aplica en particular a las mujeres Yazidíes de Shingal. Por supuesto, las mujeres Yazidíes de Shingal son víctimas, pero no bajan la cabeza. Confían en sí mismas, entendiendo que solo a través de la organización colectiva pueden convertirse en sujetos y dueños de su voluntad, tanto dentro como fuera de sus comunidades. Ellas entienden que el empoderamiento colectivo, la organización y la auto conciencia son las respuestas más fuertes que pueden dar a una historia de genocidio. Se vengan de IS y de todas las fuerzas locales, regionales e internacionales que no impidieron el genocidio fortaleciendo su autodeterminación y, al hacerlo, minimizaron la dependencia del pueblo Yazidí.

El cambio social ya ha comenzado

Aunque solo han pasado cuatro años desde el genocidio, se puede ver una diferencia notable en la posición de las mujeres en Shingal. No solo están tomando las armas en las filas de las Unidades de Mujeres Shingal (YJÅž), sino que también se están organizando bajo el paraguas de TAJÊ. Están organizadas en consejos de mujeres y representadas en los consejos populares y el partido político PADÊ, tomando sus propias decisiones autónomas y participando activamente en los procesos generales de toma de decisiones. Y se vuelven cada vez más visibles en la vida cotidiana, como productoras y sujetos. Por ejemplo, TAJÊ abrió 2 panaderías en Shingal, tanto atendidas como administradas por mujeres que fabrican y venden pan. No se verá algo así en ninguna otra parte del sur de Kurdistán o Irak, ya que típicamente, solo los hombres trabajan en panaderías. El Movimiento de Mujeres Yazidíes posee una tienda en Xanesor, donde las mujeres trabajan detrás del mostrador. A primera vista, esto parece ser muy típico, pero antes del genocidio, no se podía ver a una sola mujer sentada detrás del mostrador.

Pensar que este cambio social en la comunidad Yazidí de Shingal podría ser el resultado del genocidio en sí no sería solo cínico, sino también basura total. El cambio en curso es el resultado de la idea de que solo podemos aliviar nuestro dolor organizándonos. No es el resultado de un genocidio, sino una forma de prevenir nuevos genocidios.

Hipocresía de Occidente

Hoy, mujeres en Kurdistán y en todo el mundo tomarán las calles, conmemorando a las víctimas del genocidio, recordando el destino de las más de tres mil mujeres y niños que aún están cautivos, y exigiendo que el 3 de agosto sea declarado Día Internacional de Acción contra el Femicidio. La mayoría de las protestas se llevarán a cabo en Alemania, el país de Europa occidental con la mayor población de Yazidí. Alemania también fue uno de los primeros Estados en “aceptar” a las niñas y mujeres Yazidíes para la rehabilitación y el refugio. Otros Estados siguieron, actuando como si estuvieran haciendo un gran servicio humanitario. Pero involuntariamente o no, están contribuyendo al genocidio cultural al separar a las mujeres y niñas de sus familias, su comunidad, y su patria, en lugar de apoyar proyectos locales de empoderamiento y ejercer presión política sobre las autoridades pertinentes para garantizar una vida segura y gratuita para los yazidíes en Shingal. Aunque hace 4 años y después todo el mundo hablaba del destino de las mujeres Yazidíes, casi no se han realizado proyectos en apoyo de las mujeres en Shingal. Miles de personas aún viven en tiendas de campaña en el valle, donde hace mucho calor en verano y se congela en invierno.

Las mujeres como Neam y Leyla no dependen del apoyo extranjero. Ellas creen en su propia fuerza. TAJÊ acaba de comenzar a construir un patio de juegos para niños. Aunque todavía no está terminado, ya se ha convertido en un lugar de encuentro para mujeres con niños. Cerca del patio de recreo, habrá un lugar para que las mujeres no solo se reúnan, sino que asistan a seminarios, hagan artesanías y participen en otras actividades. TAJÊ sabe la importancia de sentar las bases para que las mujeres sean una parte activa e igual de todas las esferas de la vida social, política, cultural, económica y religiosa. ¿Cómo, de lo contrario, podría ser posible una confrontación real y fuerte del genocidio en todas sus dimensiones?

*Meral Cicek comenzó su activismo político y de liberación de las mujeres a fines de los años noventa. Estudió Ciencias Políticas, Sociología e Historia en la Universidad de Goethe en Frankfurt y trabajó para el diario kurdo Yeni Ozgur Politika entre 2004 y 2013. En 2014 fue co-fundadora de la Oficina de Relaciones de Mujeres Kurdas (REPAK) en KRG, de la cual ella todavía es presidenta.

Fuente: The Region

Traducción de CCEIIMO| Centro Costarricense de Estudios Interdisciplinarios sobre Israel y Medio Oriente.

 

Restaurando el Mediterráneo Oriental como un Ancla estratégico de los EE. UU.

El informe del CSIS tiene como objetivo ofrecer una nueva estrategia en el Mediterráneo oriental, centrándose en dos áreas prioritarias: resolver el conflicto sirio y recalibrar la relación con Turquía.

La estrategia de los EE. UU. En el Mediterráneo oriental hace tiempo que debieron revisarse. Las políticas, las prioridades y las actividades ceñidas por las estructuras de las alianzas lideradas por los EE. UU. Se desarrollaron para estabilizar Europa y disuadir la agresión soviética en los albores de la Guerra Fría. Setenta años después, ya no son adecuados para su propósito. Sin embargo, la región sigue siendo un eje para una variedad de intereses vitales de Estados Unidos.

Solo en la última década, los conflictos regionales y la fragmentación del estado han provocado que millones de migrantes y desplazados internos huyan de sus hogares, creando una de las mayores crisis migratorias desde la Segunda Guerra Mundial. La llegada de un número sin precedentes de migrantes ha desencadenado reacciones políticas negativas y políticas nacionales polarizadas en Europa y en el Mediterráneo oriental. Muchos de los Estados ribereños del Mediterráneo oriental se han enfrentado a crisis económicas desestabilizadoras que han creado profundas vulnerabilidades políticas y estratégicas. Importantes depósitos de gas natural descubiertos frente a las costas de Israel, Chipre y Egipto podrían impulsar las perspectivas económicas regionales como una potencial región productora de energía, pero una Chipre dividida, las animosidades históricas, así como la falta de conectividad de infraestructura obstaculizan este potencial económico regional.

Estados Unidos necesita una estrategia holística e integrada en el Mediterráneo Oriental que estabilice a Europa y cambie el equilibrio regional en el Medio Oriente de regreso a los Estados Unidos.

A pesar de estos cambios dramáticos, la política de los Estados Unidos hacia la región del Mediterráneo Oriental hoy en día es más a menudo una serie de operaciones militares tácticas. Estas operaciones se enfocan en tareas estrechas, sin una visión a más largo plazo de su contexto estratégico o su impacto en la influencia de EE. UU. En la región. El compromiso diplomático, la inversión económica y la presencia de seguridad de los Estados Unidos -todas las características de la política de los EE. UU. Desde la década de 1940- se han reducido drásticamente. Otras potencias, principalmente Rusia, China, Turquía e Irán, han aumentado su huella estratégica, debilitando los lazos de los gobiernos regionales con Estados Unidos y Europa.

Este informe tiene como objetivo ofrecer una nueva estrategia, centrándose en dos áreas prioritarias: resolver el conflicto sirio y recalibrar la relación con Turquía.

Estados Unidos necesita una estrategia holística e integrada en el Mediterráneo Oriental que estabilice a Europa y cambie el equilibrio regional en el Medio Oriente de regreso a los Estados Unidos. Resolver el conflicto sirio es esencial para la estabilización del Mediterráneo Oriental, y desarrollar un enfoque político apropiado hacia una Turquía cada vez más antagónica y antidemocrática es la clave para resolver el rompecabezas de Siria y reanimar la región hacia la comunidad euroatlántica. Estas políticas no solo deben estar vinculadas, sino que deben integrarse en un enfoque unificado y claramente regional. Esto no será fácil de lograr, ya que los silos burocráticos de los Estados Unidos impiden una estrategia regional integrada, y adoptar un enfoque integral requiere una cantidad poco común de cooperación interagencial y transatlántica de los EE. UU.

Ver informe completo: 180521_Alterman_RestoringEasternMediterranean_Web

Ver informe resumido: 180420_Alterman_Conley_SyriaTurkeyEastMed_FINAL

A través de CSIS | Center for Strategic & International Studies, Traducción de CCEIIMO | Centro costarricense de Estudios Interdisciiplinarios sobre Israel y Medio Oriente

La ayuda está a la mano para los palestinos. Todo depende de Hamas.

Jared Kushner , Jason Greenblatt y David Friedman

Jared Kushner es asistente y asesor principal del presidente Trump. Jason Greenblatt es asistente del presidente y representante especial de EE. UU. Para negociaciones internacionales. David Friedman es embajador de Estados Unidos en Israel.

Al final de un productivo viaje de seis días a la región recientemente, una realidad era dolorosamente clara: la pesadilla del liderazgo de Hamas continúa y prolonga innecesariamente el sufrimiento del pueblo palestinoen Gaza.

A pesar de los miles de millones de dólares invertidos en beneficio de los palestinos en Gaza en los últimos 70 años, el 53 por ciento de la población vive por debajo del nivel de pobreza , y la tasa de desempleo es un 49 por ciento paralizante . Los palestinos de Gaza están atrapados en un círculo vicioso donde el liderazgo corrupto y odioso ha provocado conflictos que conducen a la reducción de oportunidades y la pobreza y la desesperanza que siguen.

Los donantes internacionales están en conflicto: ¿Deberían tratar de ayudar a la gente directamente, con el riesgo cierto de enriquecer a los terroristas, o retener fondos a Hamas y ver sufrir a las personas a las que se supone que gobierna? En el pasado, las inversiones en la infraestructura que tanto se necesitaba se han desviado para obtener armas y otros usos malignos, e incluso los proyectos que se construyen a menudo se destruyen como consecuencia de la agresión de Hamas. Hasta que no cambie la gobernanza o Hamás reconozca el estado de Israel , respete los acuerdos diplomáticos previos y renuncie a la violencia, no hay una buena opción.

Setenta años después de la fundación de Israel, sería sabio que Hamas reconociera que la existencia de Israel es una realidad permanente. Casi todos en el Medio Oriente han aceptado este hecho, y muchos incluso lo aceptan. A expensas del pueblo palestino, Hamas está librando una guerra moralmente en bancarrota y de hace décadas que hace tiempo que se perdió.

La paz brindará la oportunidad de romper este estancamiento, y la paz se logrará solo abrazando la realidad y descartando una ideología defectuosa. La vida podría mejorar significativamente en poco tiempo para el pueblo palestino si Hamas lo permitiera. Hay partes interesadas comprometidas con recursos que están listas para comenzar a trabajar. Sin embargo, sin un cambio real acompañado de una seguridad confiable, el progreso es imposible. Si Hamas demuestra intenciones claras y pacíficas, no solo de palabra sino, lo que es más importante, de hecho, entonces todo tipo de nuevas oportunidades se vuelve posible.

No hay ninguna razón para que los palestinos (tanto en Cisjordania como en Gaza) no puedan disfrutar del éxito económico e integrarse en una próspera economía regional, si nos dejan ayudar. Como el presidente Trump lo ha dicho muchas veces, la seguridad económica es seguridad nacional . Al alentar la recuperación económica en la región, también podemos mejorar nuestros esfuerzos para aumentar la estabilidad.

Hamas debe cesar inmediatamente de provocar o coordinar ataques contra israelíes y egipcios , y en proyectos de infraestructura patrocinados por naciones y organizaciones donantes. En lugar de buscar oportunidades para militarizar todo, desde cometas hasta espejos para atacar a Israel, Hamas debe centrar su ingenio en mejorar la economía de Gaza . En lugar de intentar cínicamente explotar su tenencia bárbara de soldados y ciudadanos israelíes, Hamas debe devolverlos a sus familias. En lugar de explotar cruces como Rafah y Salah al-Din para contrabandear armas y desviar ingresos fiscales con fines ilícitos y enriquecimiento personal, Hamás debe entregar esas funciones en su totalidad a la Autoridad Palestinapara que los materiales que tanto se necesitan puedan llegar a la gente de Gaza. La comunidad internacional está dispuesta a trabajar con la Autoridad Palestina en este esfuerzo vital.

El ciclo es claro: cohetes, morteros, túneles terroristas, bombas de cometas y otras armas de agresión solo conducen a restricciones más estrictas para la población de Gaza. Los actos de agresión de Hamas solo han producido miseria para la población de Gaza. Las verdaderas víctimas de esta terrible situación son los muchos palestinos que no están en disturbios, pero cuyo futuro está atenuado por el enfoque radical de Hamas.

Es evidente que los líderes en esta región están cansados ​​de estar en esta cinta sin esperanza y están ansiosos por un cambio real. Existe una clara división entre los malos actores que buscan causar destrucción, la violencia y la miseria humana, y los líderes responsables que intentan crear un futuro mejor y sostenible para sus ciudadanos. El mundo avanza , pero las malas elecciones están causando que los palestinos se atrasen cada vez más.

La comunidad internacional también tiene algo de culpa. Más países quieren simplemente hablar y condenar que estar dispuestos a enfrentar la realidad, proponer soluciones realistas y escribir controles significativos. Estados Unidos ha invertido más dinero para ayudar al pueblo palestino que cualquier otro país en el mundo.

Durante demasiado tiempo, Gaza se ha tambaleado de una crisis a otra, sostenida por llamamientos de emergencia y caravanas de ayuda de una sola vez, sin abordar la causa raíz: el liderazgo de Hamas mantiene cautivos a los palestinos de Gaza. Este problema debe ser reconocido y resuelto o seremos testigos de otro ciclo desastroso.

Fuente: Washington Post

Traducción: Grupo Información Costa Rica Israel

La ilusión de separación espacial israelí-palestina

Por: Maj. Gen. (res.) Gershon Hacohen a través de BESA / Traducción Dori Lustron.

La situación en la Franja de Gaza desde la desconexión de 2005 desacredita tres supuestos fundamentales que se han vuelto axiomáticos en el discurso de seguridad israelí:

1-Que la separación total entre israelíes y palestinos inevitablemente mejorará la seguridad y la estabilidad.

2-Que las IDF ganarán cómodamente cualquier enfrentamiento futuro en los territorios evacuados.

3-Que la actividad militar israelí en los territorios anteriormente ocupados gozará de una legitimidad y apoyo internacional masivos.

Desde la retirada apresurada de Israel del Líbano en mayo de 2000, ha sido axiomático entre los responsables de la toma de decisiones israelíes que la separación espacial entre israelíes y palestinos es un interés israelí vital, incluso si no va acompañado de un acuerdo de paz. En línea con este pensamiento, a los israelíes se les prometió reiteradamente que la implementación de la separación espacial, incluida la eliminación de judíos de estos territorios y la construcción de una valla de seguridad, reduciría la fricción diaria y crearía una situación de seguridad más estable y segura.

Trece años después de la desconexión unilateral de la Franja de Gaza, existe evidencia empírica para identificar el lugar donde se desarrolló una situación de seguridad más viable. ¿Está en el territorio donde se ha efectuado la separación completa, o en Cisjordania, donde prevalece la visión de separación parcial del Primer Ministro Yitzhak Rabin?

Desde la Operación Escudo Defensivo en 2002, las fuerzas de seguridad israelíes han llevado a cabo actividades regulares de contraterrorismo en toda Cisjordania como una cuestión de rutina. Generalmente autorizada por el Comando Central y el Shin Bet sin la necesidad de la aprobación de los niveles políticos, esta actividad rutinaria le ha dado a las fuerzas de seguridad libertad de acción y flexibilidad operativa que, junto con otros factores, ha asegurado la relativa calma y estabilidad en la Margen Occidental.

Imagine, por ejemplo, el lanzamiento de bombas incendiarias de cometa / globo desde el suburbio Tzur Baher de Jerusalén a los barrios judíos de la ciudad. La IDF o la Policía de Israel enviarían un par de Jeeps al vecindario y neutralizarían el incidente. En marcado contraste, la separación espacial total entre Gaza e Israel a partir de la desconexión del verano de 2005 ha negado la libertad de acción de las FDI más allá de la cerca fronteriza. No es que las capacidades generales de las FDI se hayan reducido, pero al transformar la Franja en una entidad terrorista indestructible que puede exigir un alto precio a las fuerzas invasoras israelíes, Hamas ha logrado colocar una “etiqueta de precio” estratégica en una amplia gama de actividades, salvo confrontación general.

Por ejemplo, a pesar de la eficacia del sistema israelí de Iron Dome, el arsenal de cohetes / misiles de Hamas limita la rutina operativa diaria de Israel, ya que los comandantes de las FDI deben considerar su posible empleo en diversos escenarios de confrontación. No es un secreto que el equilibrio de costos, riesgos y oportunidades que acompaña a la decisión de actuar en Gaza se ha vuelto infinitamente más complejo desde la retirada.

Tampoco debe olvidarse que una cerca fronteriza también puede beneficiar a Hamas. La valla ayuda a Israel en su esfuerzo por evitar la infiltración hostil en su territorio; pero también permite a Hamas fortalecerse y organizarse de forma segura bajo su ala protectora. De hecho, bajo los auspicios de la separación espacial, Hamas ha logrado construir una fuerza militar regular compuesta por batallones y brigadas, armada con un gran arsenal de cohetes / misiles subterráneos y respaldada por un sistema efectivo de comando y control. Nada de esto sería posible sin la plena realización del concepto izquierdista israelí de “ellos están allí y nosotros estamos aquí”. Esta es la fuente de la evidente diferencia entre la formidable posición militar de Hamas en Gaza y sus dificultades para desarrollar su fuerza en la Margen Occidental.

La situación que se ha desarrollado en la Franja de Gaza desde la desconexión de 2005 desmiente tres supuestos fundamentales que se han convertido en axiomáticos en el discurso de seguridad israelí en las últimas dos décadas: que la separación total entre israelíes y palestinos inevitablemente mejorará la seguridad y la estabilidad; que las IDF ganarán cómodamente cualquier enfrentamiento futuro en los territorios evacuados; y que la actividad militar israelí en los territorios anteriormente ocupados gozará de una legitimidad y apoyo internacional masivos.

Estas son solo algunas de las principales consideraciones que deberían ser sopesadas seriamente por los políticos israelíes antes de comprometerse con “separaciones espaciales” aún más desastrosas en Cisjordania y Jerusalén.

Una versión diferente de este artículo fue publicada en Israel Hayom el 7 de julio.

***Maj. Gen. (res.) Gershon Hacohen es investigador sénior en el Centro Begin-Sadat de Estudios Estratégicos. Sirvió en el ejército israelí durante cuarenta y dos años. Él ordenó tropas en batallas con Egipto y Siria. Anteriormente fue comandante de cuerpo y comandante de las Fuerzas Armadas de las FDI

 

Las filtraciones del MOSAD contra Irán

Por: Bryan Acuña (Miembro de CCEIIMO)

La conferencia de prensa del pasado 30 de abril en Israel con una importante investigación realizada por el servicio de inteligencia de ese país (MOSAD) y que fue pronunciada a través del Primer Ministro Benjamín Netanyahu sobre el robo y revelación de miles de archivos clasificados de un aparente programa nuclear secreto iraní ha llamado la atención a nivel global, sin embargo, se puede intentar leer entre líneas algunos aspectos que podrían ser importantes notar.

Comenzar con que no es común que el gobierno israelí revele datos importantes sobre operaciones secretas realizadas, en ocasiones cuesta que confirmen o nieguen su participación en acciones militares contra objetivos específicos, por ejemplo, los últimos bombardeos contra posiciones en Siria en la cual se asegura hay presencia de militares iraníes, incluyendo a los denominados “Guardianes de la Revolución”, por lo tanto, hacer público un tema tan delicado como este podría tener como fin generar efectos para aliados y enemigos.

Para los enemigos, como el propio Irán, confirma uno de sus mayores temores, hay agentes de inteligencia israelíes mezclados entre población civil y lo que es peor, tienen al enemigo saboteando sus proyectos y robando información determinante. Esto se podría confirmar con eventos como la sospechosa explosión de la fábrica atómica de Yadz en 2011 (SIPSE, 2017) o la muerte de ingenieros nucleares en atentados aún fuera de territorio iraní como el ocurrido en 2014 en Damasco (REUTERS, 2014).

Por su parte para los aliados de Israel es un llamado de alerta, considerando que hay un acuerdo con Irán en esta materia que desde un comienzo se concibió con muchas dudas, donde se cuestiona la posibilidad de evitar el desarrollo de armamento nuclear, porque la propuesta contempla aspectos superficiales, ante lo cual un programa secreto podría seguir encaminado sin que ni siquiera el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) pudiera hacer mucho al respecto; a pesar de que son los principales críticos (además de Irán) de la revelación presentada por el servicio secreto israelí.

Finalmente, para los que podríamos denominar “aliados accidentales” de Israel, como es el caso de Turquía (con reservas) o los países de la Liga Árabe, encabezados por Arabia Saudita, se trata de un nuevo guiño para demostrarles que efectivamente ellos (Israel) no son la principal amenaza a la seguridad regional, sino que eventualmente un Irán nuclear inclinaría la balanza hacia un lado poco conveniente para sus intereses geopolíticos.

Otro aspecto de esta revelación es que Israel técnicamente está dando aviso que no atacará a Irán salvo que sea extremadamente necesario; de ahí que el parlamento aprobará una ley que faculta al Primer Ministro que le faculta dar el banderazo de salida para lanzar un ataque contra territorio persa, lo cual me atrevo a decir que no ocurrirá, sino que está literalmente “pasando la bola” a las fuerzas occidentales y a los gobiernos árabes de la región.

Las dos razones principales (podría haber más) por las que considero no habrá una escalada mayor es en primer lugar que no es común advertir este tipo de acciones; por ejemplo, cuando Israel atacó bases nucleares en Irak en la década de los 80s (en coordinación con la Irán de los Ayatolas) o contra Siria, no se hizo ningún llamado público, simplemente se dio.

En segundo lugar, que Israel ha sabido lidiar con la contención contra Irán, los ataques quirúrgicos contra posiciones iraníes en Siria o los golpes realizados contra el brazo armado de Hezbollah en el Líbano, el objetivo directo tiene matices de contención y no de debilitamiento.

Aclaro nuevamente que esto podría cambiar en cualquier momento si la situación tal y como está en estos momentos cambiara radicalmente modificando de forma considerable el equilibrio como se encuentra en estos momentos favorable a las posiciones occidentales (USA, Israel, la UE) y los países árabes, por lo que también se podría pensar que la revelación por parte del gobierno israelí está siendo coordinado con países árabes para que permitan eventualmente el uso de sus espacios aéreos para realizar operaciones en territorio iraní, lo cual sostengo no parece sostenerse de ese modo.

De lo anterior lo que sí parece estar claro es que Israel deja un mensaje de advertencia a los otros países de la zona para evitar que Irán finalmente alcance un proceso de nuclearización, que catapulte su poderío, lo que además lanzaría a la región en una carrera con armas de destrucción masiva en la que sin duda involucraría de lleno a los principales países hegemónicos y donde el escenario dantesco que se vive hoy en Siria se repetiría en otros países con resultados aún más nefastos.

Lo filtrado hasta este momento tiene un fin persuasorio y mediático, considerarlo como el comienzo inmediato de una escalada mayor sería pecar de fanatismo apocalíptico, sin embargo, en una región tan volátil, los cambios están a la orden del día y cualquier circunstancia podría eventualmente verse alterada dependiendo de la afectación que sufran los actores regionales. Finalmente, el Medio Oriente es como una “ruleta rusa”, nunca se sabe en qué momento estará en la recamará la bala que desate el desastre.

Bibliografía

REUTERS. (10 de noviembre de 2014). REUTERS. Obtenido de https://lta.reuters.com/article/worldNews/idLTAKCN0IU1WZ20141110

SIPSE. (20 de noviembre de 2017). Zócalo. Obtenido de http://www.zocalo.com.mx/new_site/articulo/explota-planta-nuclear-en-iran-7-muertos