Irán ha gastado cientos de miles de dólares para prevenir el avance diplomático con Israel

Una célula terrorista en África central que fue contactada por Irán como un intento de importar ideología anti-occidental y llevar a cabo ataques fue descubierta y desmantelada, según un informe exclusivo revelado por la cadena de televisión i24NEWS.

La división al-Quds de Irán, conocida como Unidad Especial para Operaciones Externas o Unidad 400, estuvo detrás del reclutamiento y entrenamiento de hombres entre las edades de 25 a 35 años, varios de los cuales ya pertenecen a un grupo terrorista designado que opera en la región conocida como Seleka. – Para cometer ataques terroristas contra occidentales residentes en el continente.

«Queremos crear un ejército para luchar contra los occidentales en África», dijo Ismael Djida, el jefe de la célula de África central, a i24NEWS.

Ali Pahoon fue nombrado como el oficial de las fuerzas iraníes que se especializa en dirigir células terroristas con base en África.

Aparentemente, Irán se ha dirigido a países específicamente comprometidos en conversaciones diplomáticas con Israel, como Sudán, Sudán del Sur, Eritrea, Chad, Níger, Gambia y la República Centroafricana.

Cientos de miles de dólares han sido donados por la República Islámica para prevenir el avance diplomático con Israel.

Irán le pagó al líder de la milicia Seneka, Michel Djotodia, $ 150,000 por reclutamiento de terroristas con el objetivo de desestabilizar a cualquier país que mantenga relaciones diplomáticas con el estado judío.

En los últimos años, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se embarcó en una campaña activa para construir o renovar los lazos con los países africanos que se han negado a reconocer a Israel o se han distanciado del conflicto con los palestinos.

La red fue detenida en Chad, un país que había sido visitado por el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, a principios de este año.

Chad es uno de los varios estados africanos que participan en operaciones respaldadas por Occidente contra Boko Haram y los jihadistas del Estado Islámico, pero también ha sido criticado por grupos internacionales de derechos humanos por varias violaciones, incluidos asesinatos arbitrarios cometidos por fuerzas de seguridad, leyes vigentes que criminalizan la homosexualidad, como así como la discriminación por razón de género y la violencia.

El viaje de Netanyahu se anunció mientras el presidente de Chad, Idriss Déby, visitó Israel en noviembre, lo que marca la primera visita de un líder de la nación de mayoría musulmana de África occidental desde el establecimiento del Estado judío en 1948.

Israel y Chad no han tenido relaciones formales desde la década de 1970, cuando el conflicto árabe-israelí abrió una brecha entre Israel y los países africanos, muchos de los cuales se vieron envueltos en sus propias luchas de liberación.

 Israel ha ofrecido la posibilidad de cooperación en campos que van desde la seguridad a la tecnología y la agricultura, para mejorar los lazos en el continente.

Netanyahu ha viajado tres veces a África en los últimos dos años, visitando Kenia, Ruanda, Etiopía, Uganda y Liberia.

Fuente: i24News.